CLINOX LINE

Máquinas para limpiar las soldaduras

Clinox, la línea Nitty-Gritty fabricada para limpiar soldaduras de acero inoxidable, actualmente representa la gama de máquinas de decapado más completa y avanzada del mundo. Gracias a la tecnología de inversor, todas las Clinox controlan el flujo de corriente, lo que permite trabajar en condiciones óptimas y con cualquier tipo de superficie, evitando daños irreparables al acero inoxidable.
Todas las máquinas de la línea Clinox aseguran el máximo resultado al realizar simultáneamente tanto el decapado, o sea la eliminación del óxido de soldadura (del típico color azul y marrón-bronce) – protegiendo la estética del acero y evitando la corrosión del mismo – como la pasivación, el restablecimiento de la capa de óxido de cromo que preserva el acero inoxidable de la corrosión.

El proceso de pulido de las soldaduras es una operación que se realiza con especial cuidado cuando se tratan aceros trabajados con acabados especiales. Dos son los motivos principales que destacan el proceso de pulido: uniformar la superficie del acero inoxidable después de haber realizado el decapado, y mejorar el proceso de pasivación del acero.

La neutralización es el procedimiento útil para anular la acción del líquido con el que se ha efectuado el decapado de las soldaduras, neutralizando sus efectos y evitando la formación de halos. Este procedimiento se actúa utilizando Inox Fit, el líquido de Nitty-Gritty que, al rociarlo después de las operaciones de decapado y pulido, gracias a una tensión superficial más alta respecto a la del agua, interviene en toda la superficie tratada y garantiza un acabado superficial perfecto en cualquier tipo de acero.